DE BANCOS Y CO2

Estoy encerrado en un despacho de un monstruo de cristal de 70 pisos. Cuatro personas observan todos mis gestos, por nimios que sean. Y cuchichean. No les entiendo. 

Tres muchachas y un joven. No suman 100 entre los cuatro, doblo la edad a cualquiera de ellos, tengo la misma edad que cualquiera dos de ellos juntos. Y estoy en sus manos.

Hace dos horas que he llegado al Banco. Solo quiero una cosa. Comprobar que tengo firma y poderes sobre la cuenta de capital que yo mismo ordené abrir desde España. Un trámite vulgar es verificado una y otra vez por los cuatro jóvenes. He firmado cosas que no entiendo y me han provisto de un curioso sello bancario (banking chop), un sello encerrado en un precioso estuche que semeja un lápiz de labios. Debo llevar siempre al Banco mi chop, o no podré realizar ninguna gestión. Pregunto por banca online. Sí señor. Disponemos de tal cosa. En mandarín. En inglés no habrá hasta junio, o más tarde.

Los cuatro jóvenes se pasan los papeles que firmo. Desaparece uno con algún papel y vuelve al cabo de unos minutos con nuevos cuchicheos. Eso genera nuevos papeles para firmar y otros paseos de él o ellas hacia remotos despachos del monstruo de vidrio y acero.

Termino. No puedo todavía traspasar el dinero de la cuenta del capital social a una cuenta corriente convencional. No dispongo de un misterioso documento llamado Informe de Verificación de Capital. Pregunto al abogado, sí, él me lo puede hacer. Son 1.200€. ¿Cuándo lo tendría?. No lo sabe. Confiaba yo en manejar mis primeros gastos con la tarjeta de crédito corporativa a nombre de la nueva empresa. Tengo la tarjeta pero no tiene fondos. Hasta que logre traspasar de la cuenta de equity a la cuenta corriente. Para ello necesito el Capital Verification Report. Quizá mañana.

Salgo a la calle. La actividad es frenética, el país se mueve como un Ferrari si comparo con mi patria.

No les preocupa el CO2. Un pollo picante y una cerveza muy baja en graduación me animan un poco. Estoy acojonado, on my own.

balsero

Comentarios

#1 Imagen de Haddock

Disfruta de la estancia y, si tienes ocasión, visita el "Loto Azul".

¡Saludos marinero!

#2 Imagen de Invitado

 Escucha tu Marco Polo interior. Él tuvo los mismos problemas con el  dichoso Informe de Verificación de Capital. Esa gente no cambia. Te veo "hen lei", keshi, lo arreglarás. Es porque aún no has envejecido lo suficiente y la retina se defiende ante tanto escarlata suelto. A medida que envejezcas la visión de los colores se alejará del ultravioleta, seguro, es biológico.

Ojo con Ferrari, tiene un chop rojo.

Para desdecirme: "Los cinco colores ciegan los ojos" ( Lao Tsé.) ; )

 Cuídate. Un saludo. Jtxo.

#3 Imagen de Sintética

Tú y yo sabemos que en breve China entera se habrá rendido a tus pies. 

:)

#4 Imagen de Luis Anastasía

Estimado y valiente Balsero:

tu narración, entre lo que dices y lo que no dices pero queda implícito, has provocado que los pelos de la nuca se ericen. Es la más primitiva reacción.

No has atracado tu balsa en otro país, fuiste bogando a otro planeta.

Toda la fuerza y la entereza.

Abrazos

#5 Imagen de Luis Anastasía

Estimado Balsero:

por fortuna, tantas personas que componen un porcentaje relevante de la población mundial, no saben leer español. Por eso no están nerviosos, ni preocupados, ni tensos porque no saben lo que les espera en el futuro.

Una más y ya van demasiadas...

http://www.elpais.com/articulo/sociedad/cambio/climatico/fomentara/Estados/fallidos/regimenes/autoritarios/elpepusoc/20100323elpepusoc_4/Tes

#6 Imagen de milio

yo ya me estoy imaginando el resultado:

Recuerda, estimado balsero, que no te engañen como a un chino, aunque seguro que en una timba de poker los dejas a todos engañados como chinos (que son) :P

#7 Imagen de Achuara

balsero, ¿por qué tenías que elegir China para depositar los dineros que ExxonMobil te envía semanalmente por tu aporte al escepticismo calentólogo? No era mejor las Islas Cayman, con playas cálidas y arrrecifes de coral e extinción? Tienes suerte porque por lo menos recibes los cheques. Yo hace unos 20 años que espero por los míos y ni naranjas me han enviado.

O Lichtenstein. Queda mucho más cerca de España y es mucho más seguro que China. Si tienes que hacer un reclamo o una demanda al banco tendrás que llamar en tu ayuda a Francia, Japón, Inglaterra, Alemania, Portugal, Italia y Estados Unidos y comenzar una nueva Guerra de los Boxers...

¿Es cierto que los Chow-Chow son tan sabrosos como dicen? Por lo menos deben de ser más tiernos que los monos de la Amazonía. Si quieres te llevo a probar uno:

#8 Imagen de Santo

Estimado Balsero

Tu crónica mandarina podría firmarla una delegación compuesta por el Follonero y Juan José Güemes, con Tintín de acompañante ejerciendo funciones erótico-detectivescas.

Te daré un parte rápido, para que no decaiga el ritmo frenético al que ya te habrás acostumbrado. El pueblo sigue en plena forma. Hacemos lo posible por ser fiel reflejo de este mundo extraño que nos ha tocado vivir, ya sabes. Los ciudadanos liberales sufragan una administración socialdemócrata. Increíble pero cierto : ) De momento, intentamos no despilfarrar demasiado.

Me ha enternecido lo del lápiz de labios a modo de sello bancario. Todas las noches que has pasado en La Perla de Labuán, repasándote los morros con la Margart Astor, color rosa Hello Kitty, y ahora... lo mismo. ¡Y ambos lápices nos servían para sacar dinero! Al final nada cambia, por más que nos empeñemos.

Recuerda que, ante cualquier eventualidad, nuestros amigos de Texas nos depositan mensualmente lo nuestro en Zurich. Eso sí, no te pases, no me vacíes la caja, que quiero cambiar los felpudos del palacete.

No te metas en líos. Saluda de mi parte a las autoridades, de su afectísimo servidor

#9 Imagen de Esporádico

Hola b.

Supongo que antes de partir anduviste en mil asuntos y el del Informe de Verificación de Capital te pasó desapercibido.

Te dejo aquí alguna cosilla, seguro que ya no te es de utilidad, pero por si acaso:

http://spanish.china.org.cn/servicios/2008-07/08/content_15973596.htm

Luego que los inversionistas hacen el pago del capital en función del progreso de las inversiones para la creación de la empresa, deben solicitar al órgano de homologación original, portando el informe de verificación de capital correspondiente, la tramitación del registro de aportación de capital. El órgano de homologación, de acuerdo con el volumen de aportación de capital, añade la anotación detrás de la celda de volumen de aportación de capital la cantidad realmente aportada.

http://spanish.china.org.cn/spanish/xi-difang/henan.htm

Artículo 14 Cuando los inversionistas extranjeros fundan empresas de inversión extranjera en las zonas urbanas de la provincia y su capital registrado supera los 200.000 dólares, se les autoriza el registro civil de uno a tres parientes o amigos en las zonas urbanas, después de comprobar la licencia de negocio y el informe de verificación de capital y previa autorización de los gobiernos populares del nivel distrital para arriba. Si se trata de habitantes rurales que se convierten en habitantes urbanos, se les exime del pago de la construcción urbana.

Que la singladura te sea propicia; o en castizo, los tienes cuadraos.

Saludos. E.